No puedo cantar ni quiero a ese Jesús del madero

3/12/2009

El 22 de Febrero de 1939 muere en la localidad francesa de Collioure Antonio Machado, solo un mes después de haberse exiliado de su España natal. Setenta años han pasado y sus versos todavía permanecen vigentes. Quizá más que nunca. Y es que entonces en nuestro país a nadie se le habría ocurrido cuestionar una fiesta como la Semana Santa. Pero a Machado se le ocurrió y muchos años después Serrat lo cantó a voz en grito:



¡Oh, no eres tú mi cantar!
¡No puedo cantar, ni quiero,
a ese Jesús del madero,
sino al que anduvo en el mar!

Homenajeo hoy desde este insignificante espacio a Antonio Machado por el 70 aniversario de su muerte y por poner poesía a mi fé. No creo en los maderos ni en las imágenes cubiertas de oro, tengo fé en la vida, en el amor entre los hombres que una vez predicó un tipo llamado Jesús.

Pero no puede hacerse un homenaje a Machado sin hacer mención al disco que le dedicó Joan Manuel Serrat:

Y sin mencionar sus "Cantares". Con los dos me despido.




¡Feliz jueves!

1 comentarios:

Alberto Zeal dijo...

Uno de mis poetas favoritos, y por derecho propio. Sin duda, Antonio es de lo mejor que ha dado la literatura de nuestro país en los últimos siglos, junto a Bécquer. Una lástima que tuviera que morir lejos de su amada tierra...

Publicar un comentario en la entrada

 

También en...