Lo mejor de 2009: Magníficos (6)

1/12/2010

Estamos fuera de plazo, lo sé, pero los magníficos por suerte son muchos y no debo dejar a ninguno sin mencionar. Escribiendo esta sección he sido aún más consciente de la suerte que tengo por tener tanta gente "güena" alrededor. Hoy os hablaré de los ausentes. Amigos de antiguo, amigos del alma, amigos que tienen un hueco a perpetuidad en mi alma pero a los que por avatares de la vida tengo algo más lejos. No obstante, de vez en cuando, un sms, una charla por messenger o una actualización de sus blogs me hace feliz porque sé de ellos. Son esas personas que sabes que cuando las vuelvas a ver será como si el tiempo se hubiera detenido y que estarán ahí siempre para lo que necesites. Comenzamos:




Es, probablemente, el amigo más antiguo que tengo en Sevilla. Como pasan los años, ¿eh? Recordaré siempre cómo le conocí. Yo repetía primero de carrera y el primer día de clase me senté en la segunda banca, muy cortada porque no conocía a nadie. Delante de mí, sorprendida, escuchaba un interesante y encendido debate sobre las guerras mundiales. Lo primero que pensé es "¿qué clase de chico de 18 años se altera tanto hablando de historia?" acto seguido pensé "¡mola!" y con un "no he podido evitar escucharos pero yo opino..." me metí en la conversación. De las mejores decisiones que he tomado en mi vida. La otra gran amistad que surgió de esa escena la perdí y de lo perdido mejor no hablar, es perder el tiempo, ¿no?.

Diría que Alberto tiene un talento natural para comunicar precisamente por esa pasión que me llamó la atención en nuestra presentación. Diría que el periodismo deportivo se está perdiendo a un crack... Pero luego dice que soy una pelota, así que solo diré que le quiero y que espero que 2010 nos acerque, sea como fuere.

Carlos Tuñón





"Siento la hora pero los que me conocéis algo sabéis de lo que hablo: se acaba de morir Michael Jackson, el último icono y mito musical y mi cantante favorito, enfermo pero único, uff" (26 de Junio de 2009 a las 12:12 de la noche)

En el momento de recibir el mensaje me quedé impactada, me volví a dormir y a la mañana siguiente quería creer que todo había sido un sueño. Pero no. En ese momento había una cosa que me alegraba, enterarme por Carlos. Hacía mucho que no sabía de él, no porque él o yo no quisiéramos sino porque es complicado. Él está en Madrid, metido en todos los proyectos que las 24 horas del día le permiten. Apenas baja a Sevilla, así que como digo es complicado saber de él. Pero, en realidad, solo necesito saber que está bien, que es feliz y que no para de hacer cosas. Porque Carlos tiene no un talento, sino varios. Una visión muy especial que sabe plasmar en textos, en un guión, en un escenario... Perfeccionista, detallista, honesto. Siempre busca la excelencia en él y en los que le rodean. Tiene la madera de la que están hechos los genios.

Y para mí, además, siempre será Carlitos. Aquel chico que me apodó "magnífica" sin serlo y que me recordó que tenía ganas de hacer muchas cosas en esta vida. A él le debo muchos proyectos, muchas ilusiones y la fidelidad que nada más los amigos de verdad le tienen a uno. Por eso, un mensaje y una charla telefónica al año suyas merecen estar en esta lista. Porque él es el "magnífico" original.





Guillermo Rosado y Ángel (Pichi) Nieto




Esta es la historia de mis dos hijos postizos. El mayor es rubio, me saca unos meses de edad y se llama Pichi. La primera vez que fuimos madre e hijo fue por obra y gracia de Fernando Arrabal y su obra teatral "Pic-nic". A partir de ahí nuestros caminos se han separado y vuelto a juntar en varias ocasiones y, en todas ellas, ha habido calamares, panderetas, chiripitifláuticos y chicos del tupé. Pase lo que pase nos vemos en los respectivos cumpleaños, ya es una tradición, eso y el calimotxo de sus fiestas. Debajo de esa fachada de chico despreocupado, fiestero y chistoso se esconde alguien a quien merece la pena tener de amigo, y de hijo postizo.

Y esas cualidades las comparte con su hermano en la ficción. Cuando fundamos Imagina Teatro, Guille se enceló de Pichi y quiso compartir madre con él. Así que nada, adoptado en nuestro clan. Del pequeñín destaco que sé que me quiere y, por algún motivo, le gusta cómo hago las cosas. Serán cosas de la amistad. Lo mismo que con Pichi hay veces que nos juntamos y otras no sabemos nada el uno del otro en meses, pero siempre nos quedarán las salas de informática de la eterna facultad para intercambiar anécdotas. Prometo en 2010 unirme a alguna de las farras que montan mis hijos, que se echa de menos mantear a Guille al grito de "espontáneo, espontáneo..."

Avisos:

- Los enlaces musicales que acompañarán a cada entrada son de
Spotify

- "Lo mejor de 2009" es una sección de periodicidad incierta que terminará... cuando tenga que terminar, leches, que mi vida es un caos. Bueno, vale, de esta semana ya no pasa. Lo que no publique esta semana es que no sería suficientemente importante. Ala.




Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

3 comentarios:

Alberto Zeal dijo...

Aunque ya sabía que me ibas a incluir, me ha hecho muchísima ilusión verme entre tus Magníficos, aunque, tal como me fue el año pasado, creo que no me lo merezco especialmente ^^U

Muchas gracias ^_^

Alberto Zeal dijo...

Dos apuntes más: no me acordaba de esa conversación de las guerras mundiales. Me has traído gratos recuerdos del pasado. Una cosa, ¿el debate era solo con vosotras dos, o también estaba Ciro, el hippie ese que desapareció tras Primero de carrera? Es que me ha entrado la duda ^^U

Y segundo, y más importante, yo también te chero, tonta :P

iMeMiNe dijo...

Asias, asias ^^ Pues respecto a lo primero yo recuerdo que hasta que me metí en la conversación debatías con Mariela y con un chico pero no le recuerdo a él especialmente. Me suena que sí, que era Ciro, pero no te lo podría concretar.

A ver, y los méritos que has hecho para estar son acumulación de años y el chantaje emocional que te hice después de llamarme pelota :P Además, así te picas por un puesto en el magníficos del año que viene :P

Publicar un comentario

 

También en...